Translate

sábado, 23 de abril de 2016

¿Qué es mejor el libro o la película? El Cine y sus adaptaciones.



      ¿Cuántas veces hemos escuchado la mítica frase de “el libro es mejor que la película”?
Sin duda un buen puñado, y es algo normal, porque el material que se muestra en una película es muy reducido, no llega a abarcar todos los matices, la complejidad de los personajes y diferentes tramas que desarrolla un libro. 
Una película es una estructura muy concentrada, en la que contamos con poco tiempo para narrar una historia. Es por esto que existe la dificultad de adaptar un libro y que sea fiel al menos en un 70%.








Para que os hagáis una idea, el guión de una película contiene aproximadamente unas 120 páginas– página por minuto–. Por ello, si un libro consta de unas quinientas páginas, estamos desechando automáticamente 380 páginas.–y eso sin contar con los espacios de tabulación que tiene un guión cinematográfico–

Si el libro contiene más de trescientas páginas, ya os advierto que el guión tendrá que desechar mucha información valiosa. Ahora bien, contando con esa dificultad inicial, existen películas que no se salvan de ser una PÉSIMA ADAPTACIÓN, y que el espectador llegue a preguntarse si el guionista realmente se leyó el libro.


ERAGON
El primer ejemplo me parece uno de los más escandalosos de los que tengo constancia. Se trata del primer volumen de la Saga el Legado, de Christopher Paolini.
100 millones de dólares costó la “peliculita” ; pero lo cierto y verdad es que no hay por donde cogerla. Para empezar, el metraje es exiguo–¡solo 104 minutos, para un libro de 550 páginas!–. ¿Cómo pretendieron que funcionara con tan poca duración?

Aparte , los personajes no están nada bien representados, faltan mil lugares fundamentales de la narración, y muere un ser– no diré cual para no spoilear– esencial en tramas posteriores. La cuantiosa suma de disimilitudes película–libro me lleva a la siguiente pregunta: “¿Lo hicieron así porque sabían que no tendría continuación con semejante estropicio?”












   

     LA REINA DE LOS CONDENADOS
Se trata del tercer libro de la saga Crónicas Vampíricas, de Anne Rice. 
Bien, empezamos con un error garrafal para echarnos las manos a la cabeza: mezclan argumentos del segundo libro y el tercero. ¿Por qué demonios hacen esto los guionistas? Y... ¿No hay nadie que diga nada al respecto? La propia Autora Anne Rice se desvinculó del proyecto al ver semejante despropósito.

Se supone que sería la continuación de la aclamada película Entrevista con el Vampiro–buena adaptación del libro homónimo–. Aquí Lestat lo encarna un Stuart Townsend incompatible con el seductor y divertido Tom Cruise de Entrevista con el Vampiro–una de las pocas veces que Tom Cruise me ha convencido como actor–.

Merecen mención aparte los combates y efectos de la película, que son de auténtica comedia, así como la supresión de personajes vitales de la historia.
     Muchos amantes de Crónicas Vampíricas alegan que la película de la Reina de los Condenados en realidad no existe.


BUENAS PELÍCULAS, PERO PÉSIMAS ADAPTACIONES

Si bien hay películas adaptadas de gran calidad y que son reconocidas y apreciadas en gran medida, también es cierto que hay algunas que han resultado ser una PÉSIMA adaptación de los libros.










      
SOY LEYENDA
    Soy Leyenda, del autor Richard Mathenson, es un claro ejemplo de ello. 
    El marco de la historia se desarrolla en un mundo Post–apocalíptico, consecuencia de una pandemia bacteriológica que hace a los humanos portadores de un virus que produce los clásicos síntomas del vampiro.

    Will Smith encarna al protagonista, Robert Neville, un tipo–en el libro– profundamente pesimista, entregado a la bebida, y del que en realidad poco se espera de él. Sin embargo, el Robert Neville de la película dista mucho del libro: él es un tipo optimista, luchador, incluso deportista.

     Existen muchas disimilitudes, detalles como que el perro que aparece en la portada no lo acompaña desde el principio, y que su desenlace es bien distinto. Pero lo que más me impactó al ver la película, lo verdaderamente aberrante, y justo por esto a veces odio el Cine americano, es que en la película los vampiros son buscadores de sombras. 

   Vamos, Zombies de toda la vida, porque ahora tocan, sí, es la moda, y el Cine tiene que explotar la novedad, sí o sí. Así que Zombies, Zombies por todas partes, hasta que nos salgan por las orejas, y punto.
Ya del final, ni hablemos, concluye muy alejado de la reflexión de Mathenson, con la americanada padre que todo filme debe tener. 










EL RESPLANDOR
Del prolífico autor Stephen King– más de cincuenta novelas en el mercado, con un buen puñado de best-seller en su haber, "genio y figura hasta la sepultura".

    Bien, es cierto que la película de Stanley Kubrick se defiende bastante bien por sí sola, al igual que Soy Leyenda. Pero del mismo modo, se presenta diametralmente opuesta a la esencia del libro. Por supuesto, faltan desarrollar tramas, escenas, reflexiones etc.–repito que es imposible ser fiel al libro con un guión de ciento y pico páginas, más si el libro, como El Resplandor en cuestión supera las quinientas–

La diferencia plausible, y por ello la película pierde toda la esencia del libro, es que el increíble Jack Nicholson, de notable actuación, no se parece en nada al Jack del libro.
El mismo Stephen King, nada más visionar los primeros minutos del filme, supo que Jack estaba como una cabra desde el principio. Luego añadió que Wendy era uno de los personajes más misóginos puestos en una película, y que su mera función era gritar, huir y ser estúpida.

Dicho esto, os recomiendo encarecidamente la lectura de El Resplandor. La profundidad que subyace bajo los conflictos de los personajes y todas las magníficas y enigmáticas historias creadas en torno al Hotel Overlook no tienen desperdicio. 






OTRAS PELÍCULAS
     Soy consciente de que se me han quedado otras muchas películas en el tintero, como el Gran Gatsby y Blade Runner, dos buenas películas que nada tienen que ver con la obra literaria original; y la Historia Interminable y El Retrato de Dorian Gray, que como en el caso de las películas de la Reina de los Condenados y Eragon nunca debieron de ver la luz del sol.
   
  ¿Qué pensáis del Cine y las adaptaciones de libros? ¿Se os ocurren otras películas?                                     
Comparte si te ha gustado en google plus y redes sociales; así me ayudarás a crecer ;)